Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

    presentacion-4.jpg

El nombre de Alhambra es una abreviacion derivada del árabe original que significa " el Castillo Rojo". Es una ciudad amurallada en la que podemos encontrar dos zonas perfectamentes diferenciadas: la Alcazaba ó fortaleza militar y los Palacios Nazaries. Son cuatro las puertas que dan acceso a la Alhambra siendo éstas verdaderas torres defensivas que junto con sus murallas la convertían en una fortaleza casi inexpugnable.

 

Se dice del fundador de la Alhambra, que en el momento de su nacimiento los astrólogos le predijeron que tendría una gloriosa carrera. Perteneciente a una noble e importante dinastia, entró en Granada  ocupando el trono en 1238. Tras el avance de los cristianos y la perdida de varios territorios importantes, el Sultán Alhamar se presentó ante el Rey Fernando III ofreciéndose como vasallo. El Rey aceptó dejándolo como soberano de sus dominios; a cambio se estableció un tributo anual, la asistencia a las Cortes  y ayuda militar. Comienza un periodo de esplendor para el reino nazarí.

 

Según cuenta Washintong Irving en su libro "Cuentos de la Alhambra", Alhamar fué muy querido entre sus súbditos por su humanidad y sencillez.  Sobre él existía la leyenda de que: " era hombre versado en artes de magia y que poseía el secreto de cambiar  en oro los más viles metales."


 alcazaba 3 copia

 La Alcazaba empieza a construirse a mediados del s. XIII por Alhamar, el primer sultan nazarí y se hizo  sobre los restos de la "fortaleza roja" que se encontraba en la colina de la Sabika, un lugar estratégico desde donde se dominaba la ciudad de Granada y sus montañas.  De ese primer periodo es la Torre de la Vela, (desde donde está sacada la foto), y la Torre del Homenaje.  Tambien se edificaron almacenes, depósitos y las murallas que rodean el conjunto. 


Arriba a la izquierda,  la llamada "Plaza de Armas" que era la entrada original a la Alcazaba. Se ven los cimientos de las casas árabes donde vivía la población civil que servían a las altas autoridades tanto civiles como militares.

 

 

torre-de-comares-2.jpg

Desde la Alcazaba contemplamos la Torre de Comares;  es la mas alta de todas y su uso era a la vez residencial y político. En ella se encuentra el emblemático Salon de Embajadores donde se celebraba el gran consejo presidido por el sultán en presencia del resto de las autoridades del reino nazarí: visires, ulemas, alcaldes, capitanes. Tambien se usaba para las recepciones oficiales.

 

Parece ser que fué en la Torre de Comares donde tuvo lugar el consejo en el que Boabdil acordó entregar Granada a los Reyes Católicos y donde su madre le dijo asomada a unos de los balcones:    

 

"Mira lo que entregas y acuérdate de que todos tus antepasados murieron reyes de Granada y el reino muere en tí"

torre y palacio de comares

 

 

Vista de la Torre y Palacio de Comares desde  la Alcazaba. A la derecha, se ve parte de la fachada del Palacio de  Carlos V.

  

 

Washington Irving nos habla de la puerta por donde Boabdil salió de la Alhambra cuando iba a entregar su reino y su capital, Granada. Era el momento de la rendición, sus últimos pasos en la Alhambra; una vez que atravesara la puerta ya no podría volver jamas. Según cuentan, le pidió a los Reyes Católicos que no se le permitiera a nadie pasar por ella. Gracias a la compasión de la Reina Isabel la puerta fué tapiada.


Preguntando por la puerta, su guía del que hablaré mas tarde, le condujo a lo que en otro tiempo fué la Torre de los siete suelos donde había oido decir a su padre y a su abuelo que se encontraba la puerta por donde salió el rey chico. Parece ser que era originariamente la puerta de entrada a la residencia real donde se encontraba la escolta del Rey. La otra puerta, la de la Justicia era la que se usaba como entrada oficial a la fortaleza. 

 

" La Torre de los siete suelos es hoy una ruina ya que fué volada con pólvora por el ejército de Napoleón cuando abandonaron la fortaleza. Su deseo se cumplió para siempre ya que de la puerta solo queda el arco y las piedras sueltas de las ruinas que impiden el paso" Asi es como lo cuenta.

 

 

PALACIOS NAZARIES. Yusuf I, septimo soberano de la dinastia nazarí fué quien mandó construir el Palacio de Comares.  Formado por varias construccíones dispuestas alrededor del Patio de los Arrayanes, era la residencia oficial del Sultan donde se encontraba el  majestuoso Salón de Embajadores, también llamado Salón del Trono. Con una altura de 45 m. es la Sala mas alta de todo el conjunto. Desde allí podemos contemplar una bonita vista del valle del Darro. 

patio-y-palacio.jpg  

 Al salir de la  Torre de Comares, nos encontramos con este bellísimo patio que nos guia la mirada hacia la fachada del Palacio de Comares. Todos sus elementos están en una perfecta armonia; los arcos, puertas, ventanas, galeria e inscripciones refuerzan el efecto de simetria.

                

patio de arrayanes 4

El llamado Patio de la Alberca o de los Arrayanes es un ejemplo típico del patio andalusí. Su planta es rectangular y en el centro se encuentra una gran alberca proporcionando un sugestivo reflejo de las construcciónes de su alrededor. Un lugar único donde la arquitectura, el agua, la vegetación y los colores se unen produciendo en sus visitantes una agradable sensación de bienestar e imaginando por un momento como sería la vida de los que un dia fueron sus dueños. 

 

 

En la foto de la decoracion-de-las-yeserias-2.jpgderecha podemos apreciar con mas detalle la decoración del interior. Del exterior destaca el entrepiso, los arcos de la galeria y la celosía de madera.  

 

 decoracion-interior-azulejos-2.jpg

La parte baja de los salones y pórticos se cubrían con zócalos de cerámica y sobre éstas se disponían las yeserías alternando la decoración geométrica con la epigráfica y la vegetal.

 

 

 

 

Mohamed V, hijo de Yusuf I, mandó construir el Palacio de los Leones. Destinado al uso privado de la familia real, consta de un patio central, el famosísimo Patio de los Leones, rodeado de columnas que dan acceso a las diferentes salas del Palacio.


 templete-patio-de-los-leones-2.jpg

  En  agosto del 2010 terminó la restauración de los leones y aunque no estaban colocados en el lugar original, tuvimos la suerte de  verlos en una de las salas del museo que se encuentra junto a los Palacios Nazaries. 

A la derecha, vemos parte del templete que preside el Patio de los Leones. Sus delgadas columnas, fragiles arquerías, el uso de mocárabes y la disposición alrededor de la fuente, hacen que el conjunto tenga una armonía espectacular, unido al sonido del agua que discurre por estrechos canalillos que llegan a adentrarse un poco en las salas. La fuente representa el manantial del que salen los cuatro rios del paraiso.

 

Una de estas salas, la Sala de los Abencerrajes se encuentra cubierta por una grandiosa cúpula de mocárabes de yeso con forma de estrella de ocho puntas; de cada punta, dos lados y en cada lado una ventana, en total 16 ventanas por donde entra la luz al interior de la sala.  Y de nuevo más mocárabestecho-sala-abencerrajes-2.jpg  cubriendo la totalidad del espacio llegando a las paredes de la Sala.

 


Pero que son los mocárabes? son un elemento arquitectónico decorativo a base de prismas que se colocan  unos al lado de otros de forma que parecen estalactitas. Tambien se les llama almocárabe y como podeis ver es propio de la arquitectura islámica.    


Es curioso el relato que hace Washintong Irving de su llegada a Granada y de su alojamiento en la  Alhambra, en la primavera de 1829, donde se quedó tres meses escribiendo su libro. Se le habilitaron unas habitaciones vacias frente al palacio que dá a la gran explanada llamada la Plaza de los Aljibes. En el otro extremo, se encontraban las dependencias asignadas a la "chatelaine doña Antonia y a su familia", que cuidaban del palacio. Allí conoció al que se apodaba "el hijo de la Alhambra" que hizo de "criado, cicerone, guia, guardián y escudero cronista". Pero no fueron éstos sus únicos acompañantes. Es un libro encantador lleno de historias y leyendas que fué recogiendo.


Cuenta que tras andar por salones moriscos descubrió unas dependencias que le llamaron la atención; se encontraban en del Peinador de la Reina que fueron arregladas en el s. XVIII para la llegada de Felipe V y su segunda esposa Isabel de Farnesio. Desde el dormitorio real se podía ver el Generalife y un jardincillo apartado llamado "Lindajara"

                                                                                                                                             el-peinador-de-la-reina-2-copia-1.jpg 

A Doña Antonia no le pareció bien su traslado a esas dependencias pues quedaban muy apartadas, pero finalmente accedió y se le acondicionaron. La primera noche  la describe como extraña, recordando los hechos alli acontecidos. Sin embargo,  en las siguientes noches con la luna llena todo cambió y escribe: " que placer subir al aéreo pabelloncito del tocador de la reina que, como jaula de un pájaro, cuelga sobre el valle del Darro y contemplar desde sus gráciles arcadas la perspectiva  a la luz de la luna". No hay ninguna duda, quedó hechizado.

                                                                                              

 

vista-palacio-carlos-V-3.jpg

 

Siguiendo con el recorrido, nos encontramos con el Palacio de Carlos V, la obra mas destacada del renacimiento español. Su construcción fué encargada al arquitecto Pedro Machuca. Al fondo vemos la torre de la Iglesia de Santa Maria.

 

A pesar de tratarse de estilos arquitectónicos totalmente diferentes, ambos se integran formando un conjunto único con Sierra Nevada al fondo.

 

 

 

 

Y ya saliendo de los Palacios Nazaries y del Palacio de Carlos V, recorremos el Partal una zona de jardines y otras construcciónes. En el centro por supuesto, una gran alberca y al fondo el Palacete y el Oratorio. 


el-partal.jpg

La Torre de las Damas, denominada así desde finales del s. XVIII, ha sufrido bastantes reformas. A su izquierda vemos un grupo de casas construidas en el siglo XIV y que guardan restos de adornos de yesería y lo mas importante, pinturas murales originales. 


El oratorio se encuentra en  un pequeño edificio de planta rectangular junto al pórtico del Partal con su mihrab, orientado como es costumbre y perfectamente integrado en el paisaje.


Y es que desde el Partal, hay una esplendida vista del Sacromonte y del Albaicin.      vista-del-Albaicin-2.jpg  el-partal-vista.jpg             

 

 

 

 

 

 

 

 

 

      Por encima de la Alhambra entre encantadores jardines, se alzan las torres y muros del Generalife.

jardines-del-generalife.jpg               

    Una de las leyendas que recoge en su libro es sobre un principe que para que no supiera nada del amor, el Rey, su padre, le construyó un hermoso palacio rodeado de jardines  pero tambien de elevadas murallas. Es el Palacio que se conoce con el nombre del Generalife.

 

Se trata de la leyenda  "del principe Ahmed Al Kamel ó el peregrino del amor". El título lo dice todo.

 

 

El Generalife era un lugar de esparcimiento para los reyes nazaríes. Se consideraba que estaba fuera de la ciudad de la Alhambra, a pesar de la corta distancia que hay.  Su construcción data de mediados del S. XIII, parece que anterior al Palacio de Comares. Está formado por dos conjuntos de edificaciones conectados por el Patio de la Acequía. Su arquitectura y decoración es mucho mas simple si la comparamos con los Palacios de la Alhambra. Aunque ha sufrido muchas modificaciones y reconstrucciones, no ha perdido su encanto ni su esencia.

 

patio-de-la-acequia-3.jpg

 Entrando por los jardines bajos llegamos al Patio de la Acequía, patio principal del Generalife. El agua, vuleve a ser protagonista del conjunto arquitectónico. En el centro un estrecho canal de agua divide el patio en dos partes y a lo largo del canal, numerosos surtidores formando arcos con los finos chorros de agua. Y como no, una bonita y cuidada vegetación.

 

Un verdadero placer para los sentidos.   vista-desde-el-generalife--2.jpg

Y es que el sonido del agua está presente desde que entramos en el Generalife hasta que salimos bajando por la llamada escalera del agua, contemplando unas bonitas vistas de las Torres de la Alhambra. 

 

 

Tras la conquista de Granada, los reyes Católicos mandaron preservar  la Alhambra y así se hizo.  Posteriormente, en 1526 el emperador Carlos V  empezó la construcción dentro de sus murallas de un suntuoso palacio con la idea de establecer en Granada su corte. Aunque no fué posible y la construcción se demoró durante siglos, la Alhambra continuó siendo residencia de reyes de forma temporal.


Del siglo XVII son algunas construcciones como la Iglesia de Santa Maria de la Alhambra, el Patio de la Reja y otras dependencias.


A principios del S. XVIII, para la llegada de Felipe V y su esposa la reina Isabel, se restauran  el Palacio y los jardines y se construyen nuevos aposentos. Pero tras la marcha de los Reyes y su sequito, la Alhambra comienza  a languidecer.


A partir de ese momento queda bajo la custodia del Gobernador y de una guarnición. Sin embargo, le quedaban tiempos peores por pasar.  La entrada de las tropas de Napoleón en la península supuso para la Alhambra en un primer momento volver a estar habitada, pero no se marchan del lugar sin volar varias torres de la muralla exterior  dejando apenas defendible sus fortificaciones.

 

 

A pesar del aparente abandono, nunca cayó en el olvido. En 1870 la Alhambra es declarada Monumento Nacional, llevándose a cabo una importante rehabilitación a principios del siglo XX por el arquitecto restaurador Leopoldo Torres Balbás. Y es en 1984 cuando se declara por la UNESCO Patrimonio Mundial.

 

En la actualidad, somos nosotros  los que paseamos  por sus murallas, palacios y  jardines. De hecho en el año 2011, según datos del Patronato de la Alhambra, fué el monumento mas visitado de España con mas de 2.300.000 personas, todo un record.

 

 

 

Ya hemos hablado de la puerta de la Justicia,  la que se usaba como entrada oficial a la fortaleza. Cuando Boabdil marchó de la Alhambra para entregar las llaves de la ciudad a los Reyes Católicos, dejó a su Visir en la Puerta de la Justicia esperando al ejercito cristiano que se iba a hacer cargo de la Alhambra.        

                                                                                         puerta-de-la-justicia-2-copia-2.jpg                               

Cuenta la leyenda que un viejo y sabio astrólogo arabe construyo una morada subterranea y sobre ella hizo erigir una gran puerta en el centro de una fuerte torre; sobre el arco exterior esculpió una mano gigantesca y dentro, en el vestíbulo sobre el arco del portal  una enorme llave. Se trata de la Puerta de la Justicia que vemos en la foto de la derecha.


Nos cuenta Washington Irving que según la leyenda,  el viejo astrólogo continua bajo la puerta, durmiendo en su diván arrullado por la lira de plata de la princesa cautiva que le arrebato al Rey.


Parece ser que los centinelas que montaban guardia en esos tiempos, oían sus acordes en las noches de verano, cayendo dormidos bajo su hechizo; y no solo ellos, tambien los vigilantes de dia dormitaban en sus puestos sin poder resistirse. Y así continuará siendo, dice la leyenda, hasta el dia en que "la mano mística empuñe la llave fatal y se deshaga todo el hechizo de la montaña encantada."

  puerta-del-vino-2.jpg

La otra Puerta, la del Vino es una de las construcciones mas antiguas de la Alhambra, en su dintel aparece tambien el símbolo de una llave con un cordón. Se puede ver facilmente.


                                                                                                                          

       

 

 

No hay mejor sitio para despedirse de la Alhambra que desde el mirador de San Nicolas. Se encuentra en el Albaicin, en su parte alta y se puede llegar bien andando por sus empinadas cuestas ó en bus. De cualquier forma el paseo merece la pena. Es un lugar ideal para contemplar la puesta de sol y a pesar de estar lleno de gente, el ambiente es muy agradable.

panoramica 2 De derecha a izquierda vemos, las torres de entrada a la Alcazaba; la Torre de Comares con los Palacios Nazaríes y el Palacio de Carlos V; el Peinador de la Reina; el Partal y por último el Palacio del Generalife. Al fondo la imponente Sierra Nevada.

 

Cuenta Washintong Irving que al llegar a lo alto de la montaña del sol, desde donde se domina Granada, Mateo, su guia, le enseñó un hoyo circular que se adentra en la montaña relatándole otro misterio del lugar. Según la tradición en la que sus antepasados creían firmemente, se trataba de una entrada a las cavernas suberráneas de la montaña donde Boabdil y su Corte dormían hechizados, saliendo  por la noche para visitar sus antiguas moradas.


Dale limosna, mujer, que no hay en la vida nada

como la pena de ser ciego en Granada.

(Francisco de Icaza).


 

Como llegar: Hay algo que me llamó la atención y son los autobuses que te llevan a la Alhambra desde el centro de la ciudad. Son pequeños, suben a gran velocidad y pasan tan pegaditos por las callejuelas estrechas que parecen que se van a quedar atascados.  El nº 30 se coge frente a la Catedral y te dejá en las mismas taquillas y al terminar la visita, tienes una parada  saliendo por la Puerta de la Justicia. El camino tambien se puede hacer andando. En pocos minutos dejas el bullicio del centro y te adentras en el bosque pero eso si, las taquillas quedan bastante mas lejos.

 

prohibida su reproducción total o parcial; todos los derechos reservados.

 

Os dejo varios enlaces en los que podreís encontrar mucha información sobre la Alhambra: su historia, arquitectura, mapas, fotografías,  una bonita vista aérea e incluso hacer una visita virtual.

 

http://www.alhambra.info/alhambra-informacion.asp
http://www.fundacion.telefonica.com/media/que_hacemos/03_arsvirtual/Alhambra/index.html
http://www.alhambradegranada.org/es/info/historiaalhambra.asp
http://www.laalhambradegranada.com/el-palacio-de-carlos-v.htm
http://www.alhambra-patronato.es/index.php

    

 

Estas webs, junto con el libro "Cuentos de la Alhambra" y varias revistas de arte, es el material que he utilizado para escribir este artículo. Queda mucho por contar y muchas fotos que sacar. Eso es lo bueno, no terminar nunca disfrutando en cada visita de un nuevo paseo por la Alhambra.

 

Tag(s) : #viajes - fotografias

Compartir este post

Repost 0